únete a nuestra newsletter

Introduce tu email aquí

En todas las casas debería haber un botiquín de primeros auxilios cuyo contenido mínimo debería ser el siguiente:

  • Tiritas de varios tipos, incluidas aquellas de muñecos que les gustan a los niños.
  • Compresas esterilizadas y antiadherentes
  • Esparadrapo
  • Vendas
  • Tijeras
  • Pinzas
  • Pomada o toallitas antisépticas
  • Termómetro digital

En teoría  el botiquín no debe contener medicamentos, pero es muy conveniente tener a mano lo siguiente:

  • Paracetamol líquido
  • Loción de calamina
  • Jarabe antihistamínico